Ojos de Videotape: Japón trabaja en robots para acompañar a las personas mayores

La médica Paola Buedo nos trajo su columna “Ojos de videotape” y hablo de Robot y Salud, ¿reemplazan funciones humanas?

Con respecto al desarrollo de robots: “Quienes financian esto dicen que es caro pero a largo plazo no”, nos eplicó y agregó : “La tecnología se va instalando naturalmente”.

“El desarrollo de los robots es bueno siempre y cuando no reemplacen funciones sociales esenciales”, destacó con respecto al cuidado de adultos mayores.

Sociedad – vejez : “No existe contacto intergeneracional”, finalizó.

MAS INFO:
En Japón, tres de cada 10 personas tienen 65 años o más, según cifras de la ONU. Y los científicos del país buscan que las personas mayores tengan acompañamiento: para ello desarrollan robots con Inteligencia Artificial.

Las estadísticas sobre la vejez en Japón apuntan a un aumento para las próximas tres décadas, uniéndose a la baja tasa de natalidad en el país. Más allá del tema social, también hay un serio problema psicológico: la soledad entre las personas mayores.

Partiendo de esta base, la Universidad de Tsukuba apunta a la producción de robots mediadores sociales (SMR, por sus siglas en inglés), que faciliten la comunicación, previniendo el aislamiento.

Bajo el título ¿Cómo debe un robot mediador social transmitir mensajes sobre las revelaciones de personas mayores a los destinatarios?, Yohei Noguchi, Hiroko Kamida y Fumihide Tanaka plantean el uso de la Inteligencia Artificial.

“Es crucial que las personas mayores hablen de sus problemas diarios con los demás”, lo que se denomina autorrevelación, según los investigadores del centro universitario.

Las pautas de los robots con Inteligencia Artificial para la conversación con personas mayores
El MIT explica que para 2018, el gobierno de Japón había invertido más de 300 millones de dólares en investigación y desarrollo de robots para el cuidado de las personas mayores. Pero con el auge de la Inteligencia Artificial en los últimos años, ahora se apunta a la conversación directa.

No obstante, ¿cómo manejar ese tipo de conversaciones? Es lo que plantean Noguchi, Kamida y Tanaka en su estudio.

El grupo ha desarrollado pautas de diseño de robots mediadores sociales, luego de realizar una encuesta con 720 participantes de 65 años o más. Obtuvieron 589 respuestas válidas.

La conclusión a la que llegaron gracias a los dos experimentos, es que la opción de comunicación más adecuada depende del destinatario, el contenido del mensaje y los rasgos de género y personalidad del remitente anciano.

“Cuando el robot mediador estaba equipado con estas opciones de comunicación, la ansiedad de los participantes en la autorrevelación se redujo considerablemente”, resaltan los investigadores.

Con info de Fayerwayer.




TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Más del autor