El dato que duele: 7 de cada 10 niños son pobres en nuestro país

Según un preocupante informe publicado por UNICEF, la pobreza y la indigencia en la infancia han alcanzado niveles alarmantes en Argentina. En los primeros seis meses del año pasado, la indigencia en niños aumentó al 14,3%, lo que equivale a 1,8 millones de niños viviendo en extrema pobreza. Este incremento de 250 mil niños en comparación al año anterior revela una situación cada vez más crítica.

A su vez, la pobreza monetaria afecta al 57% de la infancia argentina, lo que equivale a 7,1 millones de niños. Estas cifras son aún más preocupantes, ya que se estima que hacia finales del año pasado la pobreza infantil alcanzó el 19,4%, sumando 630 mil niños más viviendo en hogares que no pueden cubrir sus necesidades básicas de alimentación.

El informe de UNICEF también destaca que algunos grupos de niños se encuentran en situaciones de mayor vulnerabilidad. La pobreza se incrementa entre aquellos niños cuyos referentes del hogar tienen un bajo nivel educativo (83%), en hogares monomarentales (68%) o cuando residen en barrios populares (84%).

Estos números alarmantes revelan que en Argentina siete de cada diez niños viven en situación de pobreza. Esto representa alrededor de 8,6 millones de niños menores de 18 años que no tienen acceso a los ingresos suficientes o a derechos básicos como vivienda, salud y educación.

En este contexto, es preocupante observar cómo el presupuesto destinado a la infancia ha sufrido una caída del 75% en términos reales, según los informes de UNICEF basados en cifras oficiales. Esto pone en evidencia la falta de políticas y recursos para garantizar los derechos y el bienestar de los niños argentinos.

«El presupuesto constituye una herramienta clave para garantizar el cumplimiento de los derechos de la infancia», señaló Luisa Brumana, Representante de UNICEF Argentina. Es fundamental que las políticas de protección de ingresos sean prioritarias para mitigar los niveles de pobreza infantil. Sin estos programas, se estima que 270 mil niños más vivirían en situación de pobreza y más de 1 millón serían indigentes, según UNICEF.

Las proyecciones de UNICEF indican que, de continuar esta tendencia, la pobreza infantil podría alcanzar el 70% en el primer trimestre de 2024, mientras que la indigencia llegaría al 34%. Esto tiene graves repercusiones en el presente y el futuro de los niños argentinos.



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Más del autor