Ley Bases: El Gobierno aún no modifica el proyecto y no tiene los votos para llegar al Senado

Sin ganas de modificar la Ley Bases que llegó de la Cámara de Diputados y con internas de bloques «dialoguistas», se embarra el impulso del Gobierno para emitir dictamen esta semana en el Senado, con el objetivo de tratar el proyecto el jueves 23 de mayo. El proyecto parecía bien encaminado tras la media sanción en la Cámara Baja, pero la necesidad de reformar artículos clave pone en duda la aprobación, incluso entre quienes hasta el viernes estaban dentro de los «a favor». Y la firma del llamado «Pacto de Mayo» en su fecha original, el sábado 25, parece cada vez más difícil de cumplir.

Este lunes, a partir de las 16, se retomará el debate en las comisiones, donde darán su punto de vista desde la CGT, empresarios de distintos rubros, constitucionalistas, laboralistas y hasta Abuelas de Plaza de Mayo por el aspecto que concierne al Banco Nacional de Datos Genéticos.

¿Logrará el oficialismo sacar el proyecto adelante esta semana? “Después se buscan culpables cuando las leyes no salen, pero no hay gestión de ley de parte del oficialismo. Escuchan pero no actúan en consecuencia para tener su ley, por lo que no creo que esta semana tengan dictamen”, aseguró el senador radical Maximiliano Abad en diálogo con Radio Rivadavi

Según pudo saber PERFIL, hubo mucha bronca dentro del bloque radical cuando se enteraron por los medios que el ministro del interior, Guillermo Francos, se había reunido a solas con Martín Lousteau. «Dejan en claro que cuando pataleas te llaman, si buscas consenso te tienen en un corral», agregó un radical a este medio el domingo por la noche.

Pero lo más grave que apuntaron legisladores a este medio es que el Gobierno todavía no se hizo eco de los reclamos para modificar la ley tal como llegó de Diputados. Los capítulos RIGI y el blanqueo generaron cuestionamientos importantes por el lado de opositores que podrían dar su voto favorable pero esperan la respuesta oficial. Del otro lado, en Unión por la Patria (UXP) apuntan a estirar el debate para seguir generando el consenso necesario para frenar reformas que «buscan la disolución nacional», tal como lo definió Juliana Di Tullio.

El Gobierno saldrá con toda la presión posible para conseguir los votos que le permitan llegar al recinto. Pero al momento del poroteo, no llega. ¿Los motivos? Son tres comisiones: Legislación General y Presupuesto tienen 17 miembros y de allí necesitan los libertarios tienen 9. En Asuntos Constitucionales hay 19, por lo que requieren 10 votos. Todo un camino de subida donde la negociación es la regla para lograr llegar a la votación.

«Si no cambian la ley no pueden ni pensar en la votación. Hasta ahora no enviaron ninguna señal positiva para pensar en una reforma. Si lo hacen será a último momento. No se entiende la presión de aprobar algo que modifica las reglas a 30 años de esta manera», afirmó un senador del PRO que por ahora espera una señal del Poder Ejecutivo.

A contramano de los planteos de esos senadores, Francos dijo que «en algunos temas en particular puede haber diferencias que seguramente las incluiremos en despacho, que mejoran y clarifican algunos aspectos. No me preocupa que haya modificaciones que mejoren la Ley».



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Más del autor